Argentina: El agujero de la memoria y la nueva represión

 

  • En la Argentina de Marioneta Macri avanza el estado represivo, y vemos la vuelta al pasado de violencia en hechos concretos: renovadas torturas de policías a jóvenes, persecuciones a militantes políticos, represión y atropellos en el país de la “Revolución de la Alegría” que tanta paz y diálogo traería a los habitantes de este suelo.

 Por Germán Omarle.

Hace poco tiempo éramos reconocidos mundialmente por el respeto a los Derechos Humanos, pero la Argentina de hoy vuelve a tener presos políticos con Milagro Sala1 a la cabeza, mientras vuelven los Cieguitos y los Falcons Verdes2… pero con globitos de colores.

Primero declaran que la cifra de 30 mil desaparecidos es una mentira. El Presidente dice, suelto de cuerpo, que no sabe “si fueron 9 mil o 30 mil”… que “no tiene idea”, mientras echa al director del Archivo Nacional de la Memoria y se pasea con Obama en el Parque de la Memoria.

Después, el Secretario de Derechos Humanos recibe en la ex ESMA3 a la defensora del terrorismo de Estado, Cecilia Pando4, junto a familiares de militares genocidas condenados, mientras la ministra Bullrich5 designa en su gabinete a un ex socio del defensor de Galtieri y de represores en La Pampa.

Luego, en el festejo del Bicentenario desfilan en Tucumán represores del Operativo Independencia6. Tras cartón, un golpista y líder carapintada se pasea en Palermo con uniforme militar. Más tarde es el presidente de la Juventud PRO (agrupación juvenil de Propuesta Republicana de Macri) quien incluye en una reunión de juventudes políticas en la Rosada a representantes del nazi Alejandro Biondini. En tanto, las prisiones domiciliarias a militares y policías condenados por delitos de lesa humanidad aumentan escandalosamente en este 2016, al tiempo que La Nación editorializa a favor de esos siniestros criminales.

Intentan borrar la memoria

En medio de este cinismo y retroceso espeluznante en la política oficial de derechos humanos, el Ejecutivo envía al Congreso un proyecto de ley que elimina los feriados puente. En una nueva e inequívoca provocación macrista, buscan establecer el 24 de marzo –Día Nacional de la Memoria– como feriado “movible”, quitándole su actual estatus. Una burla lisa y llana. Un ninguneo oficial a la fecha en la que se conmemora la memoria de 30 mil detenidos-desaparecidos y se busca reclamar por mayor agilidad en los juicios a genocidas.

Si no ocupamos las calles, si no resistimos, si no marchamos ante esta grave retracción, si no reclamamos a viva voz junto a todos los organismos de DDHH y movimientos sociales, corremos el riesgo de que Macri en persona, en el momento menos pensado, le ordene a un subordinado volver a colgar el cuadro de Videla en el Colegio Militar (retirado por Néstor Kirchner al momento de asumir la presidencia), mientras una claque mediática y judicial lo aplauda por “volver las cosas a su lugar”. Estos tipos son capaces de lo peor. Y van por todo.

“1984”7 fue un manual de instrucciones. ¿Y si simplemente se pudiera hacer que todo lo denunciado pueda desaparecer? ¿Y se pudiera hacer desaparecer en tiempo real cada documento, cada indicio documentado de un Estado asesino que se sale de control?

El Grupo de Trabajo de Naciones Unidas sobre Detención Arbitraria solicitó meses atrás la liberación de Milagro Sala (detenida junto con otros integrantes de la agrupación Túpac Amaru por protestar y por causas plagadas de irregularidades y procedimientos inconstitucionales), a lo que se sumó el pedido de Luis Almagro, presidente de la OEA, y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que califica como “arbitraria” la detención de la dirigente jujeña. La detención arbitraria e irregular de Milagro Sala se convierte en serio problema en la política exterior, desde su “retiro espiritual” en Chapadmalal, Marioneta Macri (obseso de la onda orientalista, quien acostumbra a realizar purificaciones en la Casa Rosada) se limitó a decir que pedirá unos informes y que “a la mayoría de los argentinos nos ha parecido que ha habido una cantidad de delitos importantes cometidos por Milagro Sala que ameritaban todas las causas abiertas…”. Aparentemente M&M ha realizado una “consulta popular” que reemplaza las garantías constitucionales que le son negadas a Milagro Sala. Recién nos enteramos.

Los tipos que la iban de republicanos y formales, para decirlo bien y pronto ahora se cagan en todo: en las Naciones Unidas, la OEA y hasta la CIDH, nada menos. Y mantienen a Milagro Sala en cautiverio, secuestrada como harían vulgares bandas delictivas. Podríamos nombrar muchos otros ejemplos; como el brutal operativo policial y torturas contra la Comunidad Nam Qom de Formosa8 o la avanzada represiva contra el Pueblo Mapuche, mientras la comunicación social y la libertad de expresión están en riesgo.

Se cumple un año del desmantelamiento de las leyes 26.522 y 27.078 de probada legitimidad democrática y control constitucional, que consagraban derechos esenciales en materia comunicacional. Los decretos que disolvieron órganos plurales y participativos como AFSCA (Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual) y AFTIC (Autoridad Federal de Tecnologías de la Información) invocaron pretextos tecnológicos para ocultar el único resultado buscado: la captura gubernamental de la autoridad de aplicación para someterla a la voluntad el Poder Ejecutivo y de los lobbystas de las corporaciones que concentran los negocios del sector. También disolvieron órganos de representación federal, académica y sectorial con responsabilidades en el Directorio para sustituirlos por ámbitos con menor representación y carentes de función ejecutiva.

Mientras tanto, policías bonaerenses (ejemplares, a quién le cabe duda) en yunta con la Federal (también todos hombres probos, sin mácula) como parte de un comando que operará con automóviles particulares y de civil. ¿No les suena conocido? Hace poco tiempo, Ritondo, Ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, dijo que se tomarán “medidas de prevención para tener un fin de año en paz”. Entonces crean un comando conjunto formado por las policias bonaerense y federal, que actuará en autos sin identificación y de civil. Volvieron los cieguitos en Falcons Verdes.

Blumberg aprovechó para pedir leyes más duras. Un sector abucheó la adhesión de las Madres. Juan Carlos Blumberg8 llegó para renovar la vieja receta de endurecer las penas como única forma de “combatir la inseguridad y el delito”. Todo reclamo de seguridad, casi naturalmente, cae en el pedido de penas más duras y en la trampa del clásico Derechos Humanos v/s Seguridad. La demagogia de ceder ante el mismo, como cuando salieron las Leyes Blumberg agudiza el problema real con el resultado de jóvenes pobres en las cárceles y ahora con la restauración de la sociedad clasista y la agudización de la exclusión y el aumento exponencial de hechos delictivos.

Vos decís aguante Cristina, yo digo aguante Macri, grita un policía mientras lleva detenido un pibe por pedir pan sin documentos”, escribió en las redes sociales el periodista Ari Lijalad. El hecho ocurrió en Capital Federal: Callao y Corrientes, 6 policías se llevaron a un pibe por pedir pan en una panadería. Pan pedía. ¿Su ‘delito’? No tenía documentos”, ironizó el periodista.

Marioneta Macri lo prometió en campaña, y a contramano de la mayoría de sus promesas, hay que reconocer que al menos en éste caso, lo está cumpliendo: “Conmigo se acaba el curro –laburo– de los derechos humanos”. O al menos eso es lo que se deduce del proyecto de presupuesto nacional 2017 que envió al Congreso, en lo que refiere a los programas vinculados a los derechos humanos y el proceso de memoria, verdad y justicia.

  • El presupuesto de la Secretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural baja en términos nominales (es decir en dinero constante y sonante) un 15,34% respecto al de 2016.
  • Otro tanto sucede con el presupuesto del programa “Fortalecimiento de Procesos Judiciales contra Delitos de Lesa Humanidad”: de un año a otro pierde el 48,84% de sus partidas; es decir, queda reducido casi a la mitad.
  • Ni hablar del Instituto Universitario de Derechos Humanos “Madres de Plaza de Mayo”: ahí la poda es del 76,06% de los recursos previstos para el 2017.

Mientras aumentan los beneficios macristas para los genocidas condenados y cientos de familiares y víctimas de la violencia estatal de todo el país denuncian que “En democracia o dictadura el Estado nos tortura”, es notorio que en Argentina se está viviendo un avance del estado represivo donde parece que cada día perdemos un derecho o se afectan nuestras garantías de ser tratados con justicia e igualdad ante la ley.

La sociedad del miedo

El miedo paraliza. Eso no es nuevo, todos lo sabemos inmemorialmente, y quienes ejercen alguna cuota de poder, además de saberlo, lo utilizan. Hoy día, en nuestra hiper tecnocrática sociedad, el manejo de las emociones es un elemento de importancia capital para el mantenimiento de los sistemas de gobierno neoliberales. El ciudadano de a pie es quien sufre la violencia, es el objeto de la manipulación.

Pantallazos de Argentina hoy, como la de ayer. Están preparando el Estado para la represión feroz y ya están soltando los perros rabiosos. Les está dando letra a las bestias de seguridad de toda la república. Y viene bien, para eso, eliminar todo rastro de la antigua represión. O la antigua crisis del 2001. O los antiguos desastres del neoliberalismo. O lo que no les convenga.

Mientras nos movemos hacia un mundo totalmente digitalizado, cosas semejantes podrían ser pronto posibles, no en ciencia ficción sino en nuestro mundo. Google “desaparece” material, mientras que el futuro que espera a posibles denunciantes es sombrío.

En una época no demasiado distante, cuando absolutamente todo sea digital, cuando gran parte del tráfico de Internet fluya directamente a través de EE.UU. o a través de la infraestructura de compañías estadounidenses en el exterior, cuando dictámenes de gobiernos conviertan a los gigantes tecnológicos en instrumentos del Estado de seguridad nacional y cuando la tecnología sofisticada pueda bloquear, alterar o borrar material digital apretando un botón, el agujero de la memoria ya no será ficción.

En ese cercano mundo, revelaciones como las de Edward Snowden o Julian Assange tendrán tan poco sentido porque nadie sabrá que existen. ¿Qué sentido tiene una denuncia si nadie la conocerá? En por lo menos un futuro demasiado fácil de imaginar, un conjunto de revelaciones similares a las de Snowden serán bloqueadas o borradas con la misma rapidez con la que cualquiera pueda volver a publicarlas. El “Ministerio de la Verdad” borrará o alterará documentos, periódicos, libros, y cosas semejantes a fin de crear una versión aceptable de su historia.

“1984” está en camino, con Falcons Verdes y globos de colores10. Mantener poblaciones aterrorizadas es buen negocio para quienes detentan el poder. Nunca tan oportunas como ahora las palabras de la líder indígena de Bolivia, Domitila Barrios: “Nuestro enemigo principal no es el imperialismo, ni la burguesía ni la burocracia. Nuestro enemigo principal es el miedo, y lo llevamos adentro”.

Nuestros gobernantes han perdido el sentido de la vida y de la verdad, bajo la presión de los lobbystas (bancos, multinacionales, multimedios, sistema financiero, los que tienen el verdadero poder) con total desprecio por nuestro futuro y los ciudadanos. Si gana el miedo, si gana el individualismo, si ganan los valores del neoliberalismo, nuestra sociedad caerá irremediablemente en el Agujero de la Memoria. Que ello no suceda dependerá de todos nosotros.

Notas:

1  Dirigente política y social, indígena argentina, lider de la Organización Barrial Túpac Amaru, actualmente presa por el gobierno de Macri.

2  Se refiere a los polícias con lentes oscuros y al Ford Falcon, vehículo preferido por la dictadura para secuestrar.

3  Escuela de Mecánica de la Armada, funcionó durante la dictadura argentina como centro de detención, tortura y exterminio, hoy un Espacio para la Memoria y Promoción y Defensa de los DDHH.

4  Activista de ultraderecha defensora de los militares procesados por torturas y desaparición de personas en el regimen militar argentino.

5  Patricia Bullrich, Ministra de Seguridad de la Nación.

6  Acción autorizada por Estela Martínez de Perón, al Ejército y Fuerza Aérea Argentina para aniquilar a los combatientes del Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP), en Tucumán en 1975.

7  Novela de política ficción de George Orwell.

8  Etnia que habita el Chaco y Formosa.

9  Empresario textil argentino, su hijo Axel, fue secuestrado y asesinado por sus captores en 2004.

10 Se refiere a la celebración con globos del triunfo de Macri, sumado sus bailecitos y su sonrisa socarrona.




	

Leave a comment

Your email address will not be published.


*